30 julio, 2015

Atentamente, El amor

Te daré los mejores,
Y los peores momentos de tu vida,
Por mi te arriesgaras a vivir las mejores aventuras,
y a sufrir las peores tristezas.

Jugare con tus límites,
Te retaré.
Sacare a la luz partes de ti que no conocías.
Te haré rabiar, reír, llorar,
Te haré enloquecer.

Gracias a mi habrán días color de rosa
Y otros muchos grises,
tan grises que rosaran el negro.
Por mi sonreirás con las mejores de las sonrisas,
Y lloraras como un bebe desconsolado.

En tu afán por no perderme, dejaras de lado muchas cosas,
cosas que en ese momento pensaras que valen la pena perder,
y, de la misma manera,
me echaras la culpa de todo lo que hiciste y perdiste por mí,
de todo el tiempo que perdiste.

Y si de tiempo hablamos,
Gracias a mí el tiempo te parecerá algo superfluo.
Por mi sentirás que el tiempo pasa volando
o todo lo contrario,
que pasa tan lento que preferirías estar muerto.

Me odiaras, me amaras, me extrañaras
desearas no haberme conocido,
Me echaras la culpa de muchas cosas,
Y me agradecerás muchas otras más.

Muchas veces harás todo lo que este a tu alcance para encontrarme,
Pero no apareceré.
Otras tantas pedirás al cielo que por favor no me cruce en tu camino
Y ni siquiera te darás cuenta de que ya llegue a ti.

Así soy yo,
Escurridizo e inesperado,
Nunca sabrás que te golpeo hasta que ya te he golpeado.
Nunca sabrás cuando venga, pero identificarás muy bien el momento en el que me haya ido.

Amado y odiado en cantidades iguales,
No luches contra mí, porque no me podrás ganar,
tarde o temprano yo sé, que a mis pies rendido caerás.

Atentamente,


El amor.



Image and video hosting by TinyPic